5 frutas perfectas para la hora del recreo de los niños - Blogs de Madres y Bebes

5 frutas perfectas para la hora del recreo de los niños



¿Tus hijos son de los que se llevan bocadillo para el recreo en la escuela" Si es así seguro que no tendrás la duda de que se vayan a quedar con hambre hasta la hora de comer, pero lo cierto es que muchos niños suelen poner pegas al hecho de tener que comerse un bocadillo cuando en realidad lo que desean es jugar. Por ello la alternativa de elegir fruta para la hora del recreo puede ser buena si tenemos en cuenta que algunas son rápidas de comer o de hecho, suelen digerirse con mayor facilidad y además son una opción mucho más saludable.
5 frutas perfectas para la hora del recreo de los niños

Antes de ceder ante el deseo del niño o niña de no comer nada a la hora de salir al recreo en la escuela, debemos pensar que los pequeños pasan muchas horas entre el desayuno y la comida, de modo que ese pequeño almuerzo o refrigerio que toman a media mañana es esencial para mantener el hambre a raya y también, para que puedan llegar al mínimo de calorías que necesitan consumir.
Eso sí, nunca deberíamos exceder el máximo de unas 150 calorías en lo que tomen nuestros hijos a la hora del patio, por lo que antes de ponerles un bocadillo gigante, que además posiblemente no tengan tiempo para acabarse, quizás considerar que coman fruta puede ser una mejor opción.
Estas serían así, 5 frutas perfectas para que los niños se las coman a la hora del recreo.

Plátano: El plátano es fácil de pelar y además si está maduro, lo van a masticar en cuestión de minutos. Además tiene mucho potasio, de modo que si los niños se pasan el tiempo del recreo corriendo de arriba a abajo, o jugando a pelota, recuperarán la energía enseguida y podrán seguir la jornada escolar sin problema. Manzana: La manzana se puede comer sin pelar (aunque debemos garantizar que esté bien lavada) y la pueden ir mordiendo mientras se dedican a jugar o a estar hablando con sus amigos (que es como pasan muchas veces la hora del recreo los niños de secundaria). Además, esta fruta contiene calcio, potasio y hierro, además de vitaminas A, B, C y E y aporta a los pequeños el azúcar necesario para mantener su energía todo el día.
Pera: De igual forma que las manzanas, las peras se pueden comer con la piel y además suelen ser bastante pequeñas, de modo que se las pueden llegar a comer bastante rápido y tener todavía tiempo para poder pasar un buen rato jugando. Piensa además que con una pera para la hora del recreo conseguiremos aportar al niño o niña un extra de energía gracias a los nutrientes de lenta absorción que contienen y también, ayudamos a fortalecer su sistema inmunológico gracias al aporte de vitamina C.
Uvas: Aunque menos recomendadas para los niños pequeños (ante el riesgo de asfixia), las uvas pueden ser una buen «snack» que llevar a la escuela. Los niños mayores y como no, los de secundaria, pueden llevarse un pequeño tupper o una bolsita con unas cuantas uvas y dedicarse además a jugar o a estar conversando con sus amigos. Esta fruta, que es además una fruta de otoño, tiene un elevado ...
Fuente de la noticia: okbebes
URL de la Fuente: http://blogs.okdiario.com/bebes/

--------------------------------
 
Por qué es importante que juegues con tu bebé

-------------------------------------